miércoles, marzo 18, 2009

¡CUESTIÓN DE COCHES!









-¿Angels Vinuesa?-una voz femenina
-¡Si! ¿Quien la llama?- respondo con voz cansina.
-Somos de la Mercedes Benz-
¡Coño! ¿Me ha tocado un coche?- le digo expectante

-No, Usted tiene coche – me pregunta
-¡Pues si! Y no de la marca suya por supuesto, los mercedes siempre me han gustado pero he creído que eran coches para ricos o para quinquis que tanto unos como otros lo llevan.

Risitas

-¿Y piensa cambiar de coche?- me pregunta

- No , la verdad es que con mi latita (es como yo llamo a mi coche) , estoy contenta , nunca he pensado en el coche como un articulo de lujo , de hecho no le he dado jamás ninguna importancia , con tal que me lleve y me traiga es suficiente . El coche nunca ha sido para mí un alarde de riqueza, y no me han llamado la atención los coches de alta gama. No voy a decir que no me gustan ¡que si! Pero antes me voy de viaje que me compro un cochazo de esos .
- ¿Le gustaría probar uno? Le ofrecemos la posibilidad de ir al concesionario más cercano, y tenerlo durante unas horas.

…………………………………………………………

(No venden ni un clavo ) pienso , que mal está la industria del automóvil , las fábricas cierran, hay reajuste de trabajadores , los sindicatos están que trinan por la congelación salarial , y los trabajadores que pensaban que ese era el trabajo de toda la vida se han quedado con la boca abierta .

Mi padre , Daniel , como ya he dicho en innumerables ocasiones trabajó toda la vida laboral en la SEAT , cuando esta fábrica de automóviles era el ojo derecho del gobierno Franquista , dándole a los trabajadores toda clase de facilidades.

Recuerdo perfectamente como la fábrica , amén de hacer un barrio donde vivíamos todos los trabajadores y familiares , también les ponía transporte , unos autobuses azules y plata que recogían a los obreros en las misma viviendas de la SEAT , llevándolos al trabajo y devolviéndolos al barrio cuando acababan el turno .

Era la misma empresa la que pagó mis estudios, en el Colegio de Nuestra Sra. del Loreto con libros y uniformes incluidos, y el que financió todos los deportes que hicimos en esa época.

Clases de natación gratuita, balonmano, básquet, futbol…

Era la fábrica la que pagaba religiosamente todas nuestras actividades, por lo que los sueldos de los obreros de la SEAT eran limpios. Era de todas formas una etapa de mucha bonanza económica, o al menos para los trabajadores del automóvil.

Mi opinión es que, en los precios de los automóviles se han cargado las tintas , y no han sido coherentes con las subidas de los sueldos , por lo que la financiación de los nuevos automóviles ha sido casi obligatoria para todas las familias y cuando han llegado las vacas flacas

¿Qué ha pasado?

Que el primer recibo que no se paga es el del coche, después el de la casa y si se guarda algo es para la comida.

La cuestión es:

¿Usted que quiere? un coche, un cochazo, o un cochecillo


¡Pues mire usted!


Puestos a elegir un mercedes, aunque sea por un ratillo

………………………………………………………..

-¡Sí, señorita, pasaré por el concesionario mañana!

No hay comentarios: