viernes, mayo 08, 2009

EL HECHO DIFERENCIADOR




Comunidad Blog Hispano
Blogalaxia Tags:

http://libestad.com/dev/index.php?lg=es&site=libestad.com
Blogalaxia



Siempre fui a colegios de monjas, en la SEAT con las Asuncionistas, y los chicos con los Marianistas, con una distancia más que prudencial en el barrio.

Creo que la primera vez que estuve en una clase mixta fue en COU. La verdad es que se me hacia extraño compartir aula, pupitre, y profesor con chicos. Después en la escuela de Enfermeras, aunque el único estudiante de enfermería era un chaval que se sentía apabullado por la mayoría de la chicas con uniforme de la Cruz Roja.

Después los colegios se hicieron mixtos, como tenían que ser, y mis hijas, aunque recibieron sus estudios en el Colegio de la Salle que es religioso pero compartían aula los chicos y las chicas.

Atrás quedaron solo los colegios, que por el hecho diferenciador del sexo femenino /masculino, quizás escondían el verdadero, que era el que podía pagar iba, y el que no, al Colegio Publico. Quedando patente que las clases sociales están marcadas y eso se ha de llevar a la práctica.

Estos Colegios elitistas (me refiero al precio), se quedaron con sus uniformes, y las aulas diferenciadas entre niños y niñas. Sin embargo si se les concedía la subvención, que no se veía reflejada precisamente en el precio que los ricos papás pagaban por sus hijos. Porque además del pago mensual del Colegio añadían como tenia que ser, el autobús de ida y vuelta, el comedor y la mayoría de actividades extraescolares.

Las subvenciones también fueron para aquellos colegios mixtos, en los que los únicos niños que venían de fuera eran chinos o similares.

Quedaron relegados entonces para la Escuela Publica, totalmente gratuita, para todos aquellos que venían de fuera, y los pocos que no podían acceder a los colegios subvencionados. Convirtiéndose en verdaderos ghetos, donde los problemas, del lenguaje, y el rendimiento escolar dejaban mucho que desear, y donde los profesores atendían el mayor numero de bajas laborales por depresión. Y “burn –out.” O “síndrome del quemado”, por las constante amenazas de los chicos .

Comprendo que el hecho diferenciador entres los tres tipos de colegios es el del dinero.

¡Don dinero!

La demagogia que las escuelas sólo niños/sólo niñas, tiene más rendimiento, no dan datos científicos altamente probados, sino resultados tenues a los que agarrarse un sector ultra conservador de la sociedad. El problema radica en si a estos colegios elitistas se les debe seguir dando subvenciones, cuando el hecho diferenciador no es el sexo de los chicos, sino el vil metal.

Y ahora vengo yo con mis propuestas interestelares que nada tiene que ver con la realidad y de las que seguramente mis hijas me dirían;

¡Mama, no tienes ni idea!


Pues quizás si , pero si realmente el problema está en ese tercer escalón, que es la Escuela Publica , ese dinero que se da a las subvenciones de los colegios de alto Stannding , se podrían revertir en recursos para mejorar la tan desprestigiada Escuela Publica .¿o no?

¡Lo siento!

Si uno tiene tanto dinero para llevar a su hijo a un colegio privado ¡que lo haga! Cada uno tiene el gusto donde quiere, pero que el dinero de todos esté para ayudar a los más ricos.
¡No!

Aunque en ese variopinto y complicado mundo de la educación, existen otros tipos alternativos que no tienen nada que ve con los establecidos, que son “la educación en familia”.

Basados en el conocimiento del niño, se les educa en lugares comunes, sin tener que escolarizarlos. Son los padres los tutores y los que según esa metodología hacen de la educación algo inusual , donde es el niño el que decide , lee cuando esté preparado etc..

Ya ven, ¡para gustos los colores!

Pero yo creo que si se hubiesen unido Marianistas con las Monjas de la Asunción en un gran Colegio, todo hubiese sido mucho mas divertido, y no creo que por ello, hubiese mermado nuestra capacidad de aprendizaje.

Angels Vinuesa

No hay comentarios: