lunes, abril 01, 2013


LA HERENCIA  DE SU MAJESTAD
 

 

 

Hace poco tiempo, recibí una herencia dela muerte de un familiar muy querido por mí. Fue un momento en el que tuve que  interesarme por la ley de sucesiones del patrimonio, ya que  Hacienda me reclamaba, por un inmueble, más de 30.000 euros. Me di cuenta  entonces que  había muchas personas que  rechazaban las herencias porque no tenían como pagar este tributo   a la Hacienda pública, y preferían  dejar la herencia en manos del Estado, antes que pagar  un precio abusivo.

El tema  es que,  si te dejan una herencia  tienes que tributar ,  y si no lo haces  , antes de seis meses  de la muerte del  familiar ,  tienes que pagar recargo tras recargo .

Escuché ayer   en una entrevista , que  decían  que si  tú tienes una deuda  con el banco de  cien mil euros , tienes un problema , pero si tienes una deuda de tres millones , el banco es el que tiene el problema , esto lo decía un economista  que no recuerdo ahora el nombre .

Estos  días nos hemos sobresaltado una vez más  al saber que nuestro Monarca ..

¡También tiene cuentas en Suiza!

Como si lo de  tener  cuentas en Suiza , fuera ya una costumbre , de todo hijo de  vecino , y que el hecho de  sacar el dinero de España, para estar  en cualquier Banco de Estados Unidos o de las Maldivas  fuera algo  usual .

Me gustaría  saber ,  y creo que como a mí  a muchos españoles  si la herencia que cobró nuestro Monarca  al morir  su Padre ,  y que según el Mundo está en  una cuenta en Suiza también tributó a Hacienda, o simplemente  se fue volando , volando ..

Por ahora  la Casa Real, hace mutis por el foro, y no da explicaciones, aunque se le haya preguntado en numerosas ocasiones, tanto partidos políticos, como medios de comunicación.

¡Nunca un elefante tuvo un  coste  tan elevado!

Según esta editorial el Rey recibió   más de 2,25 millones de euros  en 1993.
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 

Tendría que ser el Ministerio de Hacienda quien diese buena  cuenta  de  estas  cuentas y si están  regularizadas , porque este silencio  solo hace que seguir  desprestigiando  a la Corona como ya se pudo ver  en el posado habitual  en la catedral de Palma de Mallorca , donde  eran “res y el gato”.

Pero  pedir cuentas  a  alguien que no tiene por qué rendirlas, es  como  predicar en el desierto, y que solo te oigan las dunas y los camellos.

Estamos  como casi siempre con la conducta  ejemplarizante que el menos se le  solicita  a nuestro Monarca y que  cuanto más tiempo pasa  peor lo pone.

Soy pesimista ,  y lo siento , una vez más  con la Ley de Transparencia del Gobierno, porque en estos momentos  todos necesitaríamos creer  en alguien o en algo, y no tener esa sensación  tan  triste y apesadumbrada , que nadie  hace las  cosas  bien. Y que  todo  es una gran mentira.

¡Qué pena!

Angels Vinuesa   

 

No hay comentarios: