lunes, febrero 16, 2009

UNA LLAMADA TELEFONICA







Su Majestad, que le llaman por teléfono.
-_Y… ¿Quién me llama?
- El Presidente de los EE.UU., el Sr. Obama.

……………………

- Hola, Barak, ¿Qué me cuentas?
- Te llamo para disculparme , ya que mi agenda oficial no deja que podamos encontrarnos , en tu visita a mi casa (País)
- No te preocupes , ya habrá ocasión ...
- De todas formas, dile al Presidente Zapatero, que le llamaré, que me gustaría hablar con él.
- Yo se lo diré, tranquilo por eso y ¡suerte!
……………………

Imagino que la conversación entre SM el Rey Don Juan Carlos, y el Presidente Obama debió transcurrir en estos términos o parecidos, ya que ambos personajes de la historia son personas cercanas, o así me lo parece.
Debo confesar que soy fan de ambos, lo refiero sin el menor pudor, y con certeza. Lo de Obama ya era conocido para los lectores de mi blog.

De hecho escuché todo su discurso de investidura , y sigo atentamente sus pasos , como si yo pudiera a influir en algo, o como si mi interés le importara a alguien .

Lo de su Majestad , es un idilio , en el mejor de los sentidos , y con todo el respeto desde hace muchos años , desde cuando yo vivía en Palma de Mallorca , y un día la ir a buscar el pan , me lo topé de bruces en un semáforo .
Yo me lo quedé mirando, como diciendo, ¡Coño es el rey!

Con cara de incredulidad, y él, sin el menor reparo, viendo mi estupefacción, me refirió...

-¡Si, soy el Rey, no son imaginaciones tuyas!, siguiendo después su camino tranquilamente.

Mi admiración por como una Monarquía , ha seguido estando al lado del pueblo , ejemplo para otras muchas , ha sido una constante en sus vidas .De hecho , el Rey y yo compartimos una afición antigua , que es la radio afición , de la cual soy poseedora del los títulos de la clase A y de la clase B ,habiendo pasado con éxito el examen de Morse , con las rabieta de mis compañeros varones que no lo superaron .

Los dos , Su Majestad y Obama , con todo lo que les rodea son elementos mágicos en el mundo donde vivimos , y espero que siga siendo así por mucho tiempo.
Llamar para disculparse por no poder recibirlo, es signo de cortesía y buenísima educación. Este hecho, parece irrelevante, pero dice mucho del personaje de detrás del charco, y de la respuesta de nuestro Rey.

Si todo fuese tan fácil como una llamada telefónica, y la buena voluntad de ambos “otro gallo nos cantaría” en nuestro panorama político, que ya esta haciendo aguas, con tanto espía suelto.
Más humildad, es el requerimiento que les hago a nuestros políticos , y más hacer por el pueblo, que al fin y al cabo es el que paga , el que sufre y el que no entiende nada .

Y que tengan el valor y la valentía de cesar a quien le corresponda, si hay corrupción hay que sanearla, Sr. Rajoy, y no poner parches, así no va a gobernar nunca… si es eso lo que quiere, que ya lo dudo

Angels Vinuesa.

No hay comentarios: